El Partido Comunista de Chile adhiere a la declaración con que se convoca a una marcha por los derechos de la niñez este sábado 5 de agosto de 2017. El Estado de Chile está en deuda con nuestros niños y niñas.

Instamos a los poderes e instituciones del Estado a colaborar activamente en la solución de estos problemas, según las competencias que les corresponden. Sobre todo, llamamos al Poder Ejecutivo y al Congreso Nacional a tratar con prioridad y profundidad los proyectos de ley que hoy se tramitan y que darán vida a un Sistema de Protección Universal de los niños y niñas, como es el caso del de Garantías de derechos de la niñez, el que crea la Subsecretaria de la niñez y el que crea la Defensoría de la niñez.

Del mismo modo, pedimos prioridad para aquéllos destinados a superar al actual Servicio Nacional de Menores mediante dos nuevos servicios, uno de Protección Especializada y otro de Reinserción Social Juvenil, con lo que se dará un trato adecuado a los niños vulnerados en sus derechos y a los que han infringido la ley.

Es necesario adoptar políticas urgentes para atender los problemas de los niños que hoy están privados de su medio familiar. A la vez, se debe apuntar a las soluciones de fondo, que pasan por reconocer la crisis del Estado subsidiario, que condena a la pobreza y la exclusión a la gran mayoría de los niños y niñas y a sus familias.

El valor de la justicia exige que las políticas del Estado se basen en que todas las personas, especialmente los niños y niñas, tienen derechos sociales inalienables, que el Estado debe reconocer, promover y proteger. Los comunistas nos comprometemos a luchar por estos derechos desde todos los ámbitos en que estamos presentes.

COMISIÓN NACIONAL DE NIÑEZ
PARTIDO COMUNISTA DE CHILE