Consternación por destrucción de parte del Memorial de homenaje a Nattino, Parada y Guerrero

Profanan en Quilicura memorial de homenaje a Nattino, Guerrero y Parada, víctimas del llamado caso Degollados, donde los tres profesionales militantes del Partido Comunista fueron brutalmente asesinados por efectivos de carabineros asigandos al organismo de inteligencia conocido como Dipolcar.  En consecuencia, el alcalde de dicha comuna, Juan Carrasco, llamó a la ciudadanía a que se haga parte de la defensa de este tipo de espacios. Además aseguró que ya se esta trabajando para la reposición del memorial.

El alcalde de la comuna de Quilicura, Juan Carrasco, confirmó este domingo el acto de vandalismo que sufrió el memorial de los profesionales asesinados en dictadura: Santiago Nattino, José Manuel Parada y Manuel Guerrero, víctimas del triple homicidio conocido como el caso Degollados. El edil, consideró que este acto es una profanación a la memoria y un insulto a los familiares de las víctimas de la dictadura. “Nos unimos un grupo de personas y amigos, como lo hicimos por años, para reunir recursos y reparar en parte los daños causados al memorial. Este lamentable hecho no es primera vez que ocurre, pero con la colaboración de ´los de siempre´, compramos los materiales y estamos trabajando para su reposición”, concluyó Carrasco.

Para Javiera Parada, hija de uno de los profesionales asesinados, la situación “evidencia lo mucho que falta en Chile para respetar los derechos humanos y la memoria”. Además, pidió al Ministro de Obras Públicas, Alberto Undurraga, que “tome atención, ya que aparte de la destrucción del lugar, también hay un cerco bajo el monumento ‘Las Sillas’, que va contra todo sentido de la obra, que marca uno de los hechos más repudiables ocurridos en Chile”. El espacio intervenido con el cerco, está en la caletera de la Autopista Vespucio Norte.

Finalmente, el llamado de la máxima autoridad de Quilicura, es a que la gente se haga parte de la defensa de estos espacios y denuncie a quienes cometen estos actos, que no contribuyen a la convivencia nacional.

(Fuente: emol.com)




Diputado Hugo Gutiérrez y organizaciones de DDHH entregan reclamo formal por indulto a Fujimori

Hasta la Embajada de Perú en Chile llegó el diputado Hugo Gutiérrez junto al abogado Hiram Villagra, para entregar una carta firmada por diversas organizaciones de Derechos Humanos, donde se hace un reclamo por el indulto entregado por el Presidente Peruano Pedro Pablo Kuczynski a Alberto Fujimori, quien cumplía condena de 25 años por delitos de lesa humanidad.

Tal ha sido la polémica generada por el indulto presidencial de mandatario peruano, Pedro Pablo Kuczynski, a Alberto Fujimori, que en Perú se ha vivido este viernes 29 de diciembre una jornada de concentraciones y protestas bajo el lema “el indulto es un insulto”.

En Chile las organizaciones de Derechos Humanos igualmente se hicieron parte de este reclamo, llevando una carta hasta la Embajada de Perú en Chile, para solicitar al embajador Luis Valdez que transmita la voz de protesta al Presidente Kuczynski por la cuestionada determinación.

La carta fue entregada por el diputado Hugo Gutiérrez, el abogado Hiram Villagara y contaba con la firma de la Presidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, Lorena Pizarro; la Secretaria Ejecutiva de la Corporación de Derecho del Pueblo, Juanita Méndez; y la agrupación Red de Sitios de Memoria.

El diputado Gutiérrez recordó que el ex dictador Alberto Fujimori fue detenido en Chile y entregado a la justicia peruana para ser juzgado por crímenes de lesa humanidad luego que en noviembre de 2000, el ex Presidente Fujimori huyera a Japón, en medio de acusaciones de corrupción y otros crímenes, como homicidio calificado, lesiones graves, desaparición forzada y enriquecimiento ilícito.

En la carta firmada se expresa que un indulto a un criminal de lesa humanidad, más allá de las razones que se esgriman, “es siempre un acto político que implica alimentar la impunidad, dimensión inaceptable frente a la violaciones a los Derechos Humanos y relativiza el reproche legal y moral absoluto que debe tener tales crímenes”.

La carta si bien reconoce las facultades de PPK para tomar tal medida, subraya que “los actos del Estado tienen siempre un fin de servicio público, bien general e interés colectivo al que deben servir (…) si no, aunque formalmente correctos, merecen el reproche de ser desviados, ilegítimo y la desviación del acto administrativo es una causal de nulidad en el Derecho Público”.